miércoles, 8 de diciembre de 2010

Una distante aproximación a ti


Lees el periódico al fondo del bar…
Tan viejo. Tan empequeñecido.
La bufanda roja que destaca más que tú
y la barba de tres días.
Con esa chaqueta que huele a cuero gastado
y los surcos de tu rostro más profundos por domingo
te descubres en cada mendigo.
Me preguntas:
¿Qué recordarás de mí?
Quizá te recuerde así, diminuto, cansado, gris…
mientras intentabas esquivar la lluvia conmigo
y esboce una sonrisa callada y triste.

3 comentarios:

  1. Triste, muy triste...
    El olvido es la auténtica muerte de aquel que nada tiene, ni nada quiere.
    Me gusta tu poesia :) me uno!
    www.aullidodepena.blogspot.com

    ResponderEliminar
  2. Por cierto, y perdona que vuelva a comentar, deberías cambiar la fuente de los comentarios y fechas, no se distingue entre el negro.

    ResponderEliminar
  3. La verdad es que sí...estaba llorando cuando lo escribí. Me alegro de que te guste :)

    ResponderEliminar